Tras declarar las cláusulas suelo y de vencimiento anticipado como abusivas, a los banco les llega otra mala noticia en lo que se refiere a los gastos a la hora de formalizar una hipoteca. El tribunal supremo dice que son las entidades bancarias las que deben abonar el impuesto de Actos Jurídicos Documentados. [Consulta la resolución del Tribunal Supremo]

Hasta ahora, este impuesto de Actos Jurídicos Documentados estaba siendo pagado por los clientes que formalizaban la hipoteca con las entidades bancarias.

Según la asociación de usuarios bancarios (Adicae) esta resolución podría costarle a la banca unos 20.000 millones de euros, ya que calculan que unas 8 millones de hipotecas habrían pagado el tributo.

Este hecho ha sido celebrado por las asociaciones de consumidores como una victoria para los derechos de los consumidores, aunque la banca advierte de que este hecho puede ocasionar un endurecimiento y encarecimiento del acceso al crédito.

¿Qué es el impuesto de Actos Jurídicos Documentados?

El impuesto de Actos Jurídicos Documentados es un tributo de naturaleza indirecta de las Comunidades Autónomas que afecta a los documentos notariales. Este impuesto está compuesto por una parte fija y una cuota variable (porcentaje sobre la escritura). Este porcentaje variable oscila entre el 0,5 % y el 1,5 %, según la autonomía.

Como ya te hemos comentado el impuesto de Actos Jurídicos Documentados estaba siendo pagado por los clientes, pero tras la resolución, deberán ser las entidades bancarias las que lo paguen.

¿Quién puede reclamar el impuesto de Actos Jurídicos Documentados?

Esta sentencia del Tribunal Supremo ha generado controversia entre los expertos, ya que se han dividido en dos frentes.

Unos consideran que la acción no prescribe, mientras que otros dicen que sólo pueden reclamar, ante la administración tributaria autonómica,  aquellos que firmarán la hipoteca con posterioridad al año 2014.

Los que afirman que la acción no prescribe, dicen que para llevar a cabo la reclamación (si firmaste la hipoteca con anterioridad al 2014), se deben seguir los siguientes pasos:

  • Reunir la documentación (escritura, facturas de notaría, tasación del inmueble, registro de la propiedad, gestoría e impuesto de Actos Jurídicos Documentados)
  • Redactar documento de reclamación hacia la entidad bancaria
  • Estudiar la respuesta del banco ante la reclamación
  • Controlar los tiempos de resolución, ya que los bancos intentarán alargar el proceso lo máximo posible.
  • Si el banco no acepta la reclamación, acudir a la vía judicial

¿A quién se debe realizar la reclamación del impuesto de Actos Jurídicos Documentados?

Una vez que sabes cómo llevar a cabo la reclamación por el impuesto de Actos Jurídicos Documentados para quien firmó su hipoteca con anterioridad al año 2014, te vamos a contar cómo reclamarlo si la firmaste en los últimos 4 años.

En este caso, la reclamación debe ir dirigida a la administración autonómica, ya que no ha transcurrido el tiempo de prescripción fiscal.

Así pues, se deberá presentar un escrito en el que se exponga la cuestión junto a la escritura del préstamo y el documento del pago del impuesto de Actos Jurídicos Documentados.

Además de solicitar la devolución de ingresos indebidos, también se podrán solicitar intereses de demora.

 

Cómo puedes ver, últimamente las entidades bancarias están perdiendo muchas batallas frente a los clientes. Por eso, desde Defendo Abogados seguiremos defendiendo a nuestro clientes y seguiremos con nuestra #GuerraALosBancos

 

¡Podemos Ayudarte!

Categorías: Bancos y Cajas

0 commentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *